HOME | CONTACTA
 
Medicina antiaging
ikmenu El envejecimiento
ikmenu Genética antiaging
ikmenu Estrés oxidativo y antioxidantes
ikmenu Ácidos grasos
ikmenu Equilibrio Ácido-base
ikmenu Alimentos alcalnizantes y acidificantes
ikmenu Otros estudios antiaging
ikmenu Aminoacidograma
ikmenu Oligoelementos
GENÉTICA ANTIAGING

El envejecimiento es un proceso natural, la calidad con que se establece y desarrolla, está íntimamente ligado a nuestra genética, estilo de vida y relación con el entorno en que vivimos.
Actualmente, gracias al análisis del genoma humano, conocemos muchos ejemplos de genes que determinan el riesgo individual a padecer determinadas patologías y los factores de riesgo específicos en cada caso. Esto nos permite establecer una estrategia terapéutica preventiva de la enfermedad y sus posibles complicaciones. También nos ayuda a personalizar los tratamientos farmacológicos.

La información genética de cada individuo queda determinada desde el momento de la fecundación. En el núcleo del espermatozoide llegan los genes que se transmitirán por línea paterna, para unirse y mezclarse con los genes de la madre, presentes en el óvulo. De esta forma, de cada rasgo o carácter dispondremos de un alelo heredado por la línea materna y otro de la línea paterna. Muchos genes interaccionan entre sí. Algunos, con efectos antagónicos, suelen compensar mutuamente su expresión, lo que clínicamente determina la supresión de un determinado signo o síntoma dentro del cuadro clínico.

Otros genes se potencian mutuamente, y como fruto de esta sinergia, pueden surgir complicaciones o peculiaridades, tanto clínicas como de respuesta terapéutica, que explican las diferencias que observamos en la evolución de varios casos con una misma enfermedad. En esta interacción genética, juegan un papel importante otros factores de riesgo, no genéticos. Estos pueden ser de efecto negativo, malos hábitos de vida, o positivo, hábitos de vida saludables, todos ellos terminan de modular la expresión genética y determinan finalmente, nuestra mayor o menor expectativa de vida.

Sobre estos factores ambientales, capaces de modular la expresión de los genes, los tratamientos médicos son muy importantes. Si son adecuados, incrementan la supervivencia una vez contraída alguna enfermedad, especialmente si ésta es curable (infecciones, algunos tipos de cáncer, etc.).

 
© 2009. Todos los derechos reservados. C/ Don Ramón de la Cruz nº33, 1º decha , 28001 Madrid , Tfno.- 91.309.29.06 Aviso legal